Siempre es un agrado visitar Valdivia. Más aún cuando la convocatoria es en torno a la música y a toda la cadena que compone este complejo sistema que día a día buscamos potenciar. El reto fue -y sigue siendo- grande: Contribuir, cada uno desde su trinchera, para que esta larga y angosta faja de tierra logre unificarse y eliminar así esa mala cara que ponemos repetidas veces cuando nos preguntan sobre el actual estado de la industria musical criolla.

Grandes invitados compartieron durante los dos días que duró este Encuentro de Industria Músical Chilena en el Sur (EIMSur), todos con ánimos de participar en torno a sus experiencias a traves de foros, talleres y diversas intervenciones musicales a cargo de Los Ex, Denver y Camilo Eque, entre otros.

Uno de los grandes consensos fue el real valor que se genera al tener éxito o fracaso en la industria, lo que poco importa a fin de cuentas pues el mérito más significativo es ‘seguir adelante y tener claro el objetivo perseguido, porque nadie le pidió a uno ser músico, sonidista o productor’, dice el mismo Salvador Toache, uno de los destacados.

Y es que editar a más de 100 bandas en un sello independiente no es algo que se logre de la noche a la mañana. Intolerancia Discos, del cual Salvador es director, lleva en México más de 20 años trabajando en torno a una filosofía que ha logrado doblarle el brazo a las multinacionales. Tras un repetido ciclo de ensayo y error se han ganado el respeto de sus iguales, llegando incluso a editar a bandas de otros países como es el caso de Chile, en donde Gepe, Manuel García, PedroPiedra y Astro forman parte de los 7 artistas nacionales fichados.

El único punto bajo del encuentro fue la poca, por no decir nula, asistencia de los músicos. Algo pasa con los principales representantes de la industria que no se motivan a este tipo de eventos que sin duda fortalecen las decisiones al momento de elegir un camino u otro. Tirón de oreja para ellos, porque EIMSur cumplió con creces las expectativas.

Si no lo crees, te invitamos a revisar el resumen del primer y segundo día, elaborado por la misma organización que, dicho sea de paso, se portó un siete con quienes colaboramos de una u otra forma en la realización de esta instancia que esperamos perdure en el tiempo y se imite en cada uno de los extremos de esta larga y angosta faja de tierra que pide a gritos una escena menos ingrata.

Registro fotográfico por Carlos Johnson.
Registro portada por Isanat.